Beneficiarios del proyectos

El proyecto de Terapia Asistida con Animales en el Hospital de la Pedrera tiene tres tipos de beneficiarios: los beneficiarios directos, los indirectos y los social-comunitarios.

  • Beneficiarios directos: compuesto por diez usuarios hospitalizados en la Unidad de Daño Cerebral del Hospital de la Pedrera que participarán directamente en el proyecto y, por consiguiente se beneficiarán de su implementación.

Estos diez usuarios estarán divididos en dos grupos de trabajo, diferenciados por la edad y  los objetivos de consecución a nivel grupal e individual.

  • GRUPO DE TRABAJO PRIMERO: en este grupo compuesto por cinco usuarios, se priorizarán las sesiones con un alta carga de trabajo funcional, físico y sensorial. Se diseñarán y realizarán ejercicios para:
    • Aumentar la movilidad global.
    • Estimular el hemicuerpo plégico o parésico.
    • Mejorar la motricidad gruesa, la motricidad fina, los agarres y las pinzas.
    • Potenciar el trabajo bimanual, óculo-manual y óculo-podal.
    • Estimular el tacto, la visión, la audición y la propiocepción.
    • Mejorar la autonomía en las actividades básicas e instrumentales de la vida diaria.
  •  GRUPO DE TRABAJO SEGUNDO: en este grupo, también compuesto por otros cinco usuarios, se trabajarán sesiones con mayor carga de ejercicios cognitivo-emocionales para:
    • Centrar la atención.
    • Aumentar los tiempos de concentración.
    • Potenciar y mejorar los diferentes tipos de memoria.
    • Facilitar la comunicación verbal y no verbal.
    • Mejorar la expresión de emociones.
    • Empatizar con iguales.
    • Luchar contra el sentimiento de soledad y la depresión.
    • Aumentar la motivación en la realización de actividades.
    • Mejorar el sentido del humor. 
  • AMBOS GRUPOS DE TRABAJO en las mismas sesiones trabajarán diferentes aspectos de área fisiológica y social para:
    • Aumentar la relajación y disminuir la ansiedad.
    • Disminuir la tensión arterial
    • Aumentar la implicación y la iniciativa.
    • Favorecer la independencia y la utilidad para otros.
    • Mejorar el estado de ánimo.
    • Potenciar las relaciones sociales.

 Los beneficiarios directos, deben cumplir ciertos criterios de inclusión y no presentar ninguno de los criterios de exclusión para participar en el programa:

 

CRITERIOS DE INCLUSIÓN:

  • Criterios de inclusión para el primer grupo de trabajo, donde se priorizarán objetivo físico-sensoriales:
    • Presentar un índice de autonomía personal en la escala Barthel (Anexo 2) igual o superior a 35 puntos; considerando la dependencia funcional de estos usuarios moderada, leve y autónomos.
    • Presentar una puntuación igual o inferior 29 puntos en el Mini examen cognoscitivo de Lobo (MEC)
  • Criterios de inclusión para el segundo grupo de trabajo donde se priorizarán objetivos cognitivo-emocionales:
    • Presentar un índice de autonomía personal en la escala Barthel igual o inferior a 60 puntos; considerado la dependencia funcional de estos usuarios leve, moderada, severa y total
    • Presentar una puntuación igual o inferior a 24 puntos en el examen cognoscitivo de Lobo (MEC)

 

CRITERIOS DE EXCLUSIÓN:

  • Sufrir alergias diagnosticada hacia el pelo animal.
  • Presentar fobia o ataques de ansiedad en presencia de perros de tamaño mediano/grande, entre 20 y 30 kg aproximadamente.
  • Será un criterio inmediato de expulsión del programa, presentar episodios de hetero-agresividad en las sesiones hacia:
    • el personal sanitario
    • los demás participantes presentes en las sesiones
    • los técnicos y/o expertos en Terapia Asistida con Animales
    • los voluntarios
    • los mismos animales.

 

 

  • Beneficiarios indirectos: en este caso hablamos del personal sanitario participante activamente en las sesiones de Terapia Asistida con Animales, profesionales del equipo multidisciplinar (neurólogos/as, médicos rehabilitadores, psicólogos/as, fisioterapeutas, terapeutas ocupacionales, trabajadores/as sociales, enfermeros/as, auxiliares, etc…)que participan en el proceso rehabilitador de los beneficiarios directos y en el cuidado asistencial de los mismos. También se incluyen los familiares, cuidadores y amigos externos al personal sanitario.

 

  • Beneficiarios social-comunitarios: con este tipo de usuarios nos referimos a las diferentes entidades dentro del ámbito del daño cerebral adquirido como hospitales públicos y privados, centros de día, residencias, centros de rehabilitación, etc… y, a los diferentes profesionales socio-sanitarios como neuropsicólogos, psicólogos, fisioterapeutas, terapeutas ocupacionales, trabajadores sociales, etc… que, a raíz de la divulgación y difusión de este proyecto, quiera implantar estos programas de terapias complementarias y/o ampliar su formación académica en este ámbito de actuación.